Spray de sal para el pelo: los mejores y cómo se usa

Spray de sal para el pelo: los mejores y cómo se usa

El verano es el momento perfecto para dejar a un lado las herramientas de calor y secar el pelo al aire. El uso del secador o las planchas para secar y moldear el cabello puede dañar y resecar la fibra capilar provocando su rotura y la aparición de las puntas abiertas.

Por ello, hay que aprovechar los meses de calor para dejar secar el pelo al aire y darle forma con productos específicos de peinado. En este post, te hablo de uno los más utilizados: el spray de sal para el pelo.

Hay vida después de las herramientas de calor y, aunque creas que no podrás sobrevivir el verano sin alisarte o rizarte el pelo; créeme, no es tan complicado. La clave está en dar con los productos de styling más adecuados.

La espuma siempre ha sido uno de los más utilizados; pero, si lo que quieres es un efecto más natural y unas ondas playeras, el spray de sal para el pelo es tu mejor aliado.

Qué es el spray de sal para el pelo

El spray de sal para el pelo es un producto capilar, compuesto por sales, minerales y extractos marinos, que, aplicado sobre el cabello, logra imitar ese efecto como recién salida del mar que tanto nos gusta.

Gracias a su versatilidad, no sólo te lo podrás llevar a la playa o a la piscina para mantener tu melena a raya cuando salgas del agua, sino que también podrás usarlo después de la ducha para conseguir una ondas surferas desenfadadas. Si quieres saber más sobre su aplicación, ¡sigue leyendo!

Spray de sal para el pelo: Cómo se usa

Usar el spray de sal para el pelo es de lo más sencillo. De hecho, ésta es, sin duda, una de las mayores ventajas de este producto. Aunque, eso sí, como todo, requiere su técnica y tener en cuenta ciertos consejos para que le puedas sacar el máximo partido.

Mejor sobre el cabello mojado

Aunque el spray salino se puede utilizar tanto en seco como en mojado, es mejor que lo apliques con el cabello previamente humedecido o después de la ducha. Así podrás conseguir un efecto más natural. También puedes usarlo en seco para aportar textura y volumen o, incluso, para retocar el peinado para que esté siempre perfecto.

Seca el cabello al aire

Uno de los mayores encantos del spray de sal para el pelo es que no es necesario usar la plancha ni el secador para dar forma al pelo. Basta con aplicarlo sobre el cabello húmedo y dejar secar al aire. En caso de que quieras marcar algo más la onda, puedes ‘estrujar’ los mechones si tienes el pelo fosco o no se ondula fácilmente.

Un truco que da muy buenos resultados es estrujar el cabello con ayuda de una toalla para un resultado más despeinado. Cuando lo hayas conseguido, no te toques demasiado el pelo si no quieres que se encrespe. Además, si quieres potenciar este efecto pon la cabeza boca abajo y ahueca el pelo para aportar más volumen y textura al acabado.

Úsalo siempre después de los productos de cuidado habituales

El spray de sal para el pelo es un producto de acabado y, como tal, se debe aplicar después de los productos de hidratación y cuidado: si lo usas después de la ducha, lava el cabello, aplica la mascarilla o la crema acondicionadora y, una vez hayas desenredado el pelo, pulveriza el producto sobre el cabello.

No uses demasiada cantidad. Si te pasas, el cabello puede quedar muy apelmazado y pegajoso; es decir, se obtendría el efecto contrario a lo que se desea. Así que cuidado con no pasarse. Recuerda que, en este caso, menos es más.

Hidrata muy bien el cabello

En verano, el pelo se reseca más debido al calor, el sol, el cloro o el agua del mar; y el spray de sal no hace más que empeorar la situación.

Por ello, es muy importante que hidrates el cabello en profundidad y, además de usar un acondicionador nutritivo, apliques una mascarilla hidratante dos veces por semana para mantener el cabello sano, suave y brillante y evitar que tenga ese aspecto pajizo tan poco atractivo.

El mejor spray de sal para el pelo: TOP 5

Ahora que ya sabes qué es un spray y cómo se usa, llega la hora de escoger el mejor spray de sal para el pelo. Aquí te muestro una selección con los 5 productos más valorados para que puedas elegir el que más te guste.

YoungHair Spray de agua salada para el cabello

Un producto para todo tipo de cabello cuya fórmula súper ligera no deja sensación pegajosa. Enriquecido con minerales y nutrientes esenciales, este spray de sal para el pelo no sólo permite crear unas ondas surferas como recién salida del mar, sino que también ayuda a que el cabello crezca sano y mantiene el cuero cabelludo limpio y equilibrado, al absorber el exceso de grasa.

Además, YoungHair spray de agua de sal no contiene sustancias químicas nocivas como sulfatos, gluten o parabenos; y su fórmula no ha sido testada en animales. En definitiva, es un producto que respeta el cabello y a los animales.

Se recomienda pulverizar el spray varias veces sobre el cabello mojado, dar forma con las manos, apretando los mechones para crear ondas; y dejar secar al aire.

John Frieda Beach Blonde Spray con sal

Formulado a base de sal de mar, este spray texturizante aporta volumen y cuerpo a todos los tipos de cabello, sea cual sean sus necesidades o su tono. Incluso es perfecto para cabello teñidos. Además, tiene un delicioso aroma a coco que te teletransporta directamente a una playa paradisíaca. Suena bien, ¿verdad?

Aplicarlo es muy sencillo. Agita bien el envase y rocía el spray sobre el pelo seco o secado con toalla previamente. Si tienes el cabello largo, haz varias particiones, retuerce los mechones y pasa los dedos por el pelo para deshacerlos.

Para cabello corto, alborota un poco para un efecto natural y desenfadado. Puedes secar el pelo aire o con el difusor si lo prefieres.

Wella Eimi Ocean Spritz Spray de sal

Wella ha desarrollado un producto a base de sal mineral natural que, por una parte, ayuda a crear un efecto despeinado y playero; y, por otro, protege contra la deshidratación y frente a los efecto negativos que puedan causar los rayos UV.

Se recomienda pulverizar sobre el pelo seco o ligeramente mojado, crear ondas o dar forma con la palma de las manos y los dedos para conseguir un efecto natural y surfero. También se puede utilizar el secador para conseguir una textura más robusta.

Este producto es perfecto si tienes el pelo liso y quieres ondularlo, o, si tienes el cabello rizado, para aportar más definición al peinado y evitar que se encrespe debido a la humedad.

Davines More Inside Sea Salt Spray

Davines es una de mis marcas de cuidado capilar preferidas. Me encantan sus productos, su filosofía y el mimo con el que elaborada cada una de sus fórmulas. Davines More Inside Sea Salt es un spray de acabado mate que aporta textura y volumen al cabello y reduce el encrespamiento y la electricidad estática.

Su fórmula contiene agua de sal y un factor extra de hidratación para evitar la deshidratación del cabello. Está libre de colorantes y parabenos.

Antes de usarla, se recomienda agitar bien el producto para que se mezclen los ingredientes. Después se pulveriza sobre el cabello seco o mojado y se trabaja con las manos hasta conseguir el efecto deseado.

Aunque su fórmula es muy ligera, puede dejar algo de residuos en el cabello y apelmazarlo, por lo que es mejor que controles las cantidades y no uses demasiado producto para crear un efecto más natural.

Tresemmé Ondas Perfectamente (Im)perfectas Spray de sal

Como su propio nombre indica, Tresemmé ha creado un spray de sal perfecto para conseguir unas ondas surferas desenfadadas. Su fórmula incluye extracto de mar laminariales que ayuda a moldear y texturizar el cabello para aportar volumen y forma.

Para conseguir este efecto, después de lavar el cabello o mojarlo, elimina el exceso de humedad con una toalla. Después, pulveriza el producto, haz pequeñas particiones y finalmente estruja el cabello con ambas manos.

También puedes enrollar los mechones y dejarlos secar para crear unas ondas suaves. Todo es válido para crear ese look arreglada, pero informal que tanto nos gusta.

Eso sí, recuerda la norma número 1: no te pases usando mucha cantidad para evitar que el cabello quede pegajoso y acartonado.

Lo último